¿Por qué no resulta tan difícil administrar nuestro tiempo?

Tanto el triunfador como el fracasado cuentan con 24 horas en sus días. La mayor diferencia entre ellos radica en la manera en que administran y emplean su tiempo, algo a lo que muy pocas personas le prestan suficiente atención. Creen que el hacerlo le quita la libertad y la espontaneidad a la vida, o les priva de la creatividad que demanda su trabajo o profesión. Pero es todo lo contrario: cuando enfocamos nuestro esfuerzo e invertimos nuestro tiempo en lo que es verdaderamente importante para nosotros es cuando somos realmente libres.

Otras personas creen que la razón por la cual les resulta difícil enfocar su esfuerzo en el logro de metas puntuales es porque simplemente hay demasiadas urgencias y crisis que no pueden prever, que les impiden la implementación de un plan para administrar su tiempo de manera eficaz, pero se rehúsan a aceptar que ellas mismas son quienes se han encargado de fabricar la mayoría de las urgencias que enfrentan a diario.

Sin embargo, es claro que si no estamos planeando nuestro éxito, estamos planeando nuestro fracaso. Pero ten la seguridad que estamos trabajando para lograr lo uno o lo otro. Si no estamos trabajando con un plan de metas habremos renunciado a ejercer el control sobre nuestra vida.

Comparte este artículo